Leemos y Comprendemos, método innovador para aprender a leer y a escribir en los colegios de Fomento

Leemos y Comprendemos

Los colegios de Fomento desarrollan un proyecto propio para que los alumnos aprendan a leer y a escribir en la etapa de Infantil. Se trata de un método innovador que se adapta al desarrollo cognitivo de cada niña y de cada niño, respetando su ritmo de aprendizaje.

Aprender a leer y a escribir de forma personalizada en los colegios de Fomento

La comprensión lectora es un aspecto fundamental en el proceso de aprendizaje y un factor clave en el rendimiento académico de los alumnos. El proyecto de innovación de Fomento, Leemos y Comprendemos, comienza a trabajarse en el aula desde los tres años y se complementa con el Rincón del lector y una biblioteca a medida, donde los más pequeños disfrutan con los libros y los cuentos.

El Rincón del lector se encuentra situado fuera del aula, decorado y ambientado en una pequeña biblioteca infantil, a la altura de los niños. Este espacio a medida permite que los alumnos tengan los libros y los cuentos a su alcance y despierta el interés de los alumnos por la lectura, desde el principio.

La lectura forma parte de la rutina de los alumnos de Infantil de los colegios de Fomento. A diario, cada alumno sale del aula y acude al Rincón del lector para leer de forma individual, acompañado por un profesor o profesora que sigue su evolución. De esta forma, el proceso de aprendizaje se adapta al ritmo y a las necesidades de cada alumno.

En estos ratos diarios dedicados a la lectura individual, los alumnos reconocen las letras y comienzan a pronunciar las sílabas directas, inversas y trabadas. Además, observan y comentan ilustraciones, trabajan las pausas y modulan el tono de voz.

Los colegios de Fomento despiertan en sus alumnos el entusiasmo por la lectura

La lectura es la base del aprendizaje y una fuente de enriquecimiento a nivel intelectual y emocional. A través de la lectura, los alumnos descubren nuevos panoramas, desarrollan la creatividad y mejoran la expresión oral y escrita. Desde pequeños, los alumnos incorporan la lectura en su rutina y adquieren un hábito que, gradualmente, se convertirá en una gran afición.

Compártelo
EmailFacebookTwitterLinkedInWhatsApp